Visa vietnam

Mi experiencia pasando por Migraciones en el aeropuerto de Hanoi

Si tenés pensado viajar a Hanoi, seguro ya sabes que tenés que cumplir la formalidad de solicitar la visa para ingresar a Vietnam. Pero si comenzaste el trámite online, debes completarlo cuando llegues al país.

En el momento en que comencé a buscar información sobre la visa vietnamita, no pude evitar sentirme algo desorientada por la falta de información. En algunos sitios o blogs leía que la visa costaba cierta cantidad y no convenía hacerla online, en otro lado leía que salía más cara y que convenía hacerla online, y así. La misma Embajada de Vietnam en Buenos Aires no brinda información confiable, de hecho. Terminé enterándome de todo en un grupo sobre el Sudeste Asiático en Facebook (al final las redes sociales son más útiles de lo que muchos creen).

En fin, cuando resolví todo el tema de saber cómo sacar la visa, quedaba la parte de presentar los papeles en el aeropuerto y, por supuesto, pagar los 45 USD por hacer el trámite “on arrival” (siempre realizando el trámite con anticipación, no se puede llegar sin nada; de hecho, no te van a dejar subir al avión o bus si no tenés la visa pre-aprobada o ya emitida).

Cuando bajamos del avión de Air Asia (una de las mejores gangas del viaje, por cierto), fuimos caminando lentamente con el grupo de gente que también debía completar su trámite en la oficina de Visa On Arrival en el Aeropuerto Noi Bai (Hanoi). Cuando llegamos, nos dimos cuenta que habíamos llevado un sólo formulario para presentar (ya lo llevábamos impreso desde casa) y se necesitaban dos, así que nos dedicamos a completar los formularios. Estando tan cansados como estábamos (y también confundidos) tardamos más de lo que tardaríamos llenando un formulario en Occidente (?). El jet lag todavía no nos había perdonado.

Luego hicimos la fila para entregar el formulario con las fotos y el pasaporte. Ahí nos recibió una oficial (es bastante chocante lo militarizado que está todo desde el minuto uno) que nos dijo “wait!” y nos indicó con un gesto que fuésemos del otro lado. Fuimos hacia el lugar donde nos indicó la oficiala (?) muy amable y esperamos. Y esperamos. Y seguimos esperando.

Unos veinteañeros british estaban tirados en el piso esperando también y vino un oficial que les gritó que no podían hacer eso. Rigor. Miedo. El control vietnamita se hacía sentir desde los primeros momentos.

Del otro lado de la ventanilla iban llamando por nombre y apellido en orden aleatorio. Lo más gracioso fue que usaban un sintetizador de voz, parecido al que tiene el traductor de Google, para llamar a la gente. Supongo que es más fácil para ellos así, ya que al tener un alfabeto distinto se les deben complicar la pronunciación. Sin embargo, el resultado era bastante caótico porque nadie entendía muy bien si lo habían llamado o no.

Una vez que nos devolvieron los pasaportes con la visa en regla, nos dirigimos a los mostradores de Migraciones. Para ese entonces ya no había nadie de nuestro vuelo y teníamos todos los boxes para nosotros. Nos hicieron ir a cada uno por boxes distintos y, sin sonreir, sendos oficiales nos sellaron los pasaportes. Welcome to Vietnam, baby!

Suscribite al blog
¡No te pierdas ninguna entrada!

  2Comentarios

  1. Fernanda   •  

    Muy bueno. Hace tiempo había hecho una entrada con consejos para sacar la visa a Vietnam, pero me faltaba la experiencia de alguien que hubiera sacado visa on arrival, así que te enlacé al post “Consejos para sacar la visa a Vietnam”.

  2. Nair Felis Rodriguez   •     Autora

    Hola Fernanda! Muchas gracias por el enlace, espero que sea de utilidad 🙂
    Sacar la visa on arrival es bastante simple, por suerte. El tema es esperar en el aeropuerto para terminar el trámite, pero si no hay mucha gente salís rápido.
    Abrazos!

Los comentarios están cerrados en esta entrada.